viernes, 15 de abril de 2016

PREPARANDO UNA AUDICIÓN (TIPS 2)




Entrenamiento Mental
Gestión del Miedo Escénico
Relajación

Cuando ya está cada vez más cerca la fecha de la audición, es importante considerar el aspecto mental y el manejo del miedo escénico.

Lo primero que debe hacerse es identificar las limitaciones durante el estudio y convertirlas en un nuevo objetivo, buscando una mayor conciencia corporal y cognitiva de las necesidades particulares de lo que aún no sale como el ejecutante lo espera.

El entrenamiento mental requiere la revisión de tres elementos básicos: la técnica, la interpretación, y el aspecto mental; la técnica y la interpretación se ven colapsadas cuando mentalmente comenzamos a enviar mensajes al cerebro de “no puedo”, “está mal”, “no sale”, así como pensamientos dirigidos al qué dirán maestros o jurados en la audición. Por eso es necesario enfocarse en el control de las emociones, el estrés, la automotivación, la seguridad, y por supuesto en gestionar adecuadamente el miedo escénico.

Algunas alternativas para este trabajo mental que permiten disminuir la ansiedad son:

-Tomar en cuenta el trabajo que se ha realizado desde el principio hasta el final, no dejando que los resultados sean el único motivo de éxito, cuando se está esperando que todo salga a la perfección es posible no estar conforme al final de la jornada, entonces es momento de valorar todo lo que se hace para lograr el montaje del repertorio.

-Disfrutar el proceso también es importante especialmente cuando se va a ser evaluado o juzgado, concentrarse en lo que se quiere lograr, los requerimientos técnicos de la pieza, y en lo que se quiere transmitir es un buen ejercicio que permite el equilibrio emocional. Ayudando a sentir y mostrar mayor seguridad.

-Mentalizar (antes de la presentación) las notas, la digitación de ambas manos, la estructura melódica y armónica de la pieza; inclusive solfearla antes de salir a escena, especialmente si hay pasajes de dificultad o solos que deben ser interpretados.

-Automotivarse. Todo lo que se ha hecho hasta el momento es parte de un importante trabajo. Confíar en si mismo, pues el mayor éxito ha sido la preparación que se ha tenido; asociar los logros hacia ello. Repetir para sí mismo, “Estoy Preparado” y comenzar a sentirlo, de esta manera se sentirá más seguridad.

-La ansiedad no ayudará, por eso relajarse es la clave. Es una herramienta terapéutica de gran ayuda en estos casos, no solo facilita la concentración sino también permite regular la respiración, el ritmo cardíaco, así como ese estado de estrés y nerviosismo característico del miedo escénico.



Respirar sentado con los ojos cerrados, lento pero a nuestro gusto. Colocar las manos sobre ambas piernas y comenzar a quitarle peso a los pensamientos. Concentrarse solo en relajar cada una de las zonas del cuerpo, si llega algún pensamiento, observarlo, respirar, y dejarlo pasar. Cuando se haya relajado el cuello, los hombros, los brazos, las piernas, y los pies, la mente habrá dejado pasar aquellos pensamientos que  generan tensión y estrés. Tomarse unos minutos para transformarlos en lo que se desea; respirar y volver al “aquí” sintiéndote con más tranquilidad y concentración.






Para mayor información solicita una sesión con nuestra Terapeuta

Si estas fuera de Caracas o de Venezuela y deseas alguna de nuestras asesorías no dudes en contactarnos



fati_fernandez
Previa cita a través del correo electrónico






FATIMA FERNANDEZ
TERAPEUTA OCUPACIONAL ESPECIALIZADA EN MUSICOS
“Entrenando Músicos de Alto Rendimiento”
E-mail: musicosdealtorendimiento@gmail.com
Skype: fati_fernandez
Teléfono: 04163470815

sábado, 9 de abril de 2016

PREPARANDO UNA AUDICIÓN (TIPS 1)



PREPARACIÓN FÍSICA 

La mayoría de las veces el calentamiento de los músicos es gracias a escalas y notas largas, pero en este momento ya se ha empezado a tocar y previo a esto no realizan ninguna practica física que verdaderamente los lleve al calentamiento o preparación física para favorecer la práctica del instrumento, ademas de ser un momento importante previo a la actividad con múltiples beneficios.

¿Como Comenzar? 

Respira y relaja todo el cuerpo

Inicia con movimientos suaves y lentos del cuello hacia la inclinación hacia adelante, vuelve a la posición inicial y repite el el ejercicio de 5-10 veces manteniendo la posición durante 20 segundos.


Ahora movimientos de rotación del cuello, vuelve a la posición inicial y repite el el ejercicio hacia el otro lado, debes realizarlo de 5-10 veces manteniendo la posición durante 20 segundos.

Inclinación hacia ambos lados, inclina la cabeza, vuelve a la posición inicial y repite el el ejercicio hacia el otro lado, de 5-10 veces manteniendo la posición durante 20 segundos.

Estira los brazos hacia arriba e inclina el tronco ahora, primero hacia un lado, luego hacia el otro, mantén el estiramiento durante 20 segundos

Realiza movimientos de rotación de los brazos, simulando nadar, mantén el ejercicio durante 20-30 segundos, Respira!

Finalmente realiza movimientos circulares de las manos, abrir y cerrar los dedos y así tienes una rutina corta de calentamiento antes de tocar..!










Para mayor información solicita una sesión con nuestra Terapeuta

Si estas fuera de Caracas o de Venezuela y deseas alguna de nuestras asesorías no dudes en contactarnos



fati_fernandez
Previa cita a través del correo electrónico






FATIMA FERNANDEZ
TERAPEUTA OCUPACIONAL ESPECIALIZADA EN MUSICOS
“Entrenando Músicos de Alto Rendimiento”
E-mail: musicosdealtorendimiento@gmail.com
Skype: fati_fernandez
Teléfono: 04163470815













domingo, 6 de marzo de 2016

TALLER: ENTRENAMIENTO MUSICAL


Al igual que deportistas de alto rendimiento, el estudio del propio cuerpo y sus posibilidades es necesario para generar una actividad de calidad en todo sentido, por ejemplo en el boxeo el entrenamiento no solo se basa en la técnica al golpear al oponente sino que además el boxeador es sometido a un trabajo corporal de manejo de su propia fuerza, el fortalecimiento muscular, la flexibilidad, siendo esto parte fundamental del éxito pues esto es justamente lo que permite el logro de la máxima capacidad y rendimiento, haciendo por supuesto campeones.
Los músicos deben tener dentro de su repertorio un buen programa de entrenamiento adaptado a sus necesidades corporales y técnicas, además diseñadas para aumentar cada vez más la resistencia dentro de la actividad, incluyendo la motivación y el trabajo mental indispensable para la interpretación.

En definitiva planificar el trabajo corporal es sinónimo de la optimización de las posibilidades físicas dentro de la práctica instrumental y de esto se trata el entrenamiento para músicos, que debe ser con y sin el instrumento. Dentro de la campaña Músculos Virtuosos del programa “Músicos de Alto Rendimiento” además del cuidado adecuado y conocimiento que debe tenerse acerca de la musculatura también incluye el entrenamiento y la preparación según cada instrumento. En esta oportunidad Fátima Fernández Flores la creadora del programa, nos expone de forma teórica y práctica la importancia de la actividad física según el instrumento, así como las bases y beneficios del entrenamiento poniendo en práctica ejercicios que incluyen métodos de relajación. El taller se llevará a cabo el viernes 11 de marzo de 2016, a las 9:00 a.m., en las instalaciones del Grupo Social CESAP, en la Av. Baralt Norte, San José del Ávila al lado de la Abadía de San Benito, Caracas. El costo es de Bs.3.000, e incluye guía práctica y certificado. 

Para mayor información puede comunicarse a través del telf.: 0416.3470815 o escribir a la dirección de email: musicosdealtorendimiento@gmail.com.

Para formalizar la inscripción del taller se puede realizar depósito o transferencia al Nº Cuenta Banco Mercantil 01050015017015025612, a nombre de Fátima Fernández, C.I 16283418, email: ffftriple@gmail.com

miércoles, 10 de febrero de 2016

CONFERENCIA: ENTRENAMIENTO MUSICAL


Una de las incógnitas en relación al entrenamiento físico en los músicos es justamente como hacerlo, pues generalmente el ejercicio y el trabajo corporal desde el punto de vista deportivo no contempla las características tan específicas que requiere el músico para la ejecución de su instrumento. Las bases del entrenamiento deben estar dirigidas a cada instrumentista, considerando especialmente la técnica. A partir de estos aspectos el ejercicio se personaliza, contemplando además el calentamiento que debe realizarse antes de la ejecución de los instrumentos, el fortalecimiento de la musculatura más utilizada posturalmente y en la acción de tocar, lo que implica también el control corporal básico en la producción de matices musicales; el entrenamiento además debe ser mixto, pues debe combinar la técnica y lo corporal.
Al igual que deportistas de alto rendimiento, el estudio del propio cuerpo y sus posibilidades es necesario para generar una actividad de calidad en todo sentido, por ejemplo en el boxeo el entrenamiento no solo se basa en la técnica al golpear al oponente sino que además el boxeador es sometido a un trabajo corporal de manejo de su propia fuerza, el fortalecimiento muscular, la flexibilidad, siendo esto parte fundamental del éxito pues esto es justamente lo que permite el logro de la máxima capacidad y rendimiento, haciendo por supuesto campeones.
Los músicos deben tener dentro de su repertorio un buen programa de entrenamiento adaptado a sus necesidades corporales y técnicas, además diseñadas para aumentar cada vez más la resistencia dentro de la actividad, incluyendo la motivación y el trabajo mental indispensable para la interpretación.
En definitiva planificar el trabajo corporal es sinónimo de la optimización de las posibilidades físicas dentro de la práctica instrumental y de esto se trata el entrenamiento para músicos, que debe ser con y sin el instrumento. Dentro de la campaña Músculos Virtuosos del programa "Músicos de Alto Rendimiento" además del cuidado adecuado y conocimiento que debe tenerse acerca de la musculatura también incluye el entrenamiento y la preparación según cada instrumento. En esta oportunidad Fátima Fernández Flores la creadora del programa, nos expone cuáles deben ser la bases del entrenamiento musical, en su próxima Conferencia, la cual será el 26 de Febrero de 2016, en el Museo de la Estampa y el Diseño Carlos Cruz Diez (Caracas) a las 10:00 Am.   ENTRADA LIBRE

lunes, 19 de octubre de 2015

MÚSCULOS VIRTUOSOS




http://www.venezuelasinfonica.com/musculos-virtuosos
A menudo los músicos hablan del virtuosismo musical refiriéndose a velocidad, precisión, sonido y calidad en la interpretación, sin embargo los encargados de generar estas habilidades son los músculos además de los conocimientos musicales técnicos y teóricos.

Los músicos requieren tanto entrenamiento como un deportista, no solo a nivel técnico sino también a nivel físico, la constante demanda repetitiva de movimientos, la coordinación y por ende una contracción sostenida de la musculatura, sugiere una exigencia corporal importante, considerando que estas características de la profesión musical pueden generar lesiones a mediano y largo plazo, que atentan contra la vida ocupacional de los ejecutantes.

El cuidado de la musculatura, la postura y el trabajo corporal son el inicio a una vida libre de lesiones dentro de la música, entrenar, acondicionar y dedicar tiempo a la preparación física para tocar el instrumento, forma parte de la prevención generando además un óptimo rendimiento en la ejecución e interpretación.

¿Qué cuidado le das a tus músculos?

Cuando un músico ejecuta un instrumento está contrayendo estática y dinámicamente al menos 13 músculos simultáneamente, que requieren una preparación específica, ¿Qué puede hacerse para realizar esta preparación?, existen diversas herramientas, sin embargo estas deben estar dirigidas al calentamiento y fortalecimiento de cada uno de los músculos que serán utilizados, el estiramiento así como ejercicios adaptados a cada una de las características según la técnica de los instrumentos y por supuesto de su ejecutante.

De acuerdo al cuidado que se le da a cada músculo, al cuerpo, la atención que se le da a cada una de las habilidades necesarias para la práctica del instrumento y la conciencia corporal que se tenga durante la misma, existirá un mayor rendimiento notándose en el sonido, la calidad y la interpretación siendo además la más importante alternativa de prevención de lesiones en los músicos.

Tener músculos virtuosos es a su vez generar en el músico un alto nivel de rendimiento, pero lograrlo es definitivamente un entrenamiento, que no solo incluye la preparación física sino que además incluye al instrumento, las mejoras en la postura del mismo así como herramientas corporales adaptadas a cada ejecutante enmarcadas en la técnica.

El entrenamiento de Músculos Virtuosos  consta de 3 fases la primera basada en ejercicios pensados especialmente en la musculatura utilizada por cada ejecutante, según su instrumento esto le permitirá fortalecer, mejorar y acondicionarse para la práctica, la segunda en la reeducación postural, eliminando vicios adquiridos por el tiempo en la ejecución sin una corrección adecuada de la postura tanto para tocar de pie como para tocar sentado, y la tercera fase en la relajación y eliminación de tensiones antes, durante y después de la práctica.

Los músicos deben considerarse atletas de las artes pues utilizan todo su cuerpo y este debe ser el primer instrumento, los músculos más utilizados por un ejecutante son además los más sensibles y finos por ello requieren un cuidado especial; acondicionarse para la práctica es esencial para el Virtuosismo Musical. 

En esta oportunidad la invitación es a la Conferencia Músculos Virtuosos el día 23 de Octubre de 2015, a las 9:00 AM en el Museo de la Estampa y el Diseño Carlos Cruz-Diez, en esta se trataran temas como el cuidado que debe darse a los músculos para la ejecución de los instrumentos, entrenamiento físico y técnico, la importancia de la postura en el trabajo muscular, que tipo de ejercicios deben hacerse así como la relación de estos en la interpretación musical; todo esto desde una visión práctica.


La facilitadora y creadora del programa Músicos de Alto Rendimiento Fátima Fernández esta vez presenta una exposición que tiene como objetivo promover en los músicos un adecuado uso de su musculatura así como la realización de un entrenamiento especializado basado no solo en el fortalecimiento, estiramiento y calentamiento para la ejecución sino que además incluye la técnica instrumental.      

domingo, 20 de septiembre de 2015

EJERCICIOS PARA TOCAR AHORRANDO ENERGÍA



Muchas de las lesiones en los músicos así como las dolencias en la espalda, hombros, y brazos, se deben a este aspecto que no solo puede corregirse y entrenarse, sino que es necesario para prevenir y mejorar su calidad muscular.

Algunos ejercicios que pueden ayudar a lograr un esfuerzo adecuado están basados en la relajación y la respiración, justo antes de tocar es importante equilibrar el peso en ambos lados del cuerpo, la columna bien posicionada, ambos pies apoyados en el suelo y respirar llevando la espalda hacia atrás incluyendo la cabeza, estirando ambos brazos tomando el espaldar de la silla, soltar el aire y respirar nuevamente volviendo a la posición inicial. También se puede realizar este ejercicio estando acostado sobre un mat, colocar ambas manos a la altura de la cintura y llevar la columna hacia atrás realizando la extensión y estiramiento de toda la espalda.


Otro ejercicio que puede promover la conciencia corporal y llevar a la práctica las sensaciones de la postura adecuada y de los movimientos realizados con un mínimo de tensión es colocarse boca arriba con las rodillas en flexión apoyadas sobre un mat o colchoneta y respirar conscientemente, sintiendo como entra y sale el aire, seguidamente con un rollo realizado con una toalla o rollo de yoga, situarlo justo en la curvatura cervical centrarse nuevamente en la respiración y así con cada una de las zonas de la espalda.  

Estos ejercicios ademas de proveer relajación y fortalecimiento al tronco, espalda, hombros, brazos y manos, también le permiten al músico tener mas conciencia de su posición en el espacio, generando mayor precisión gracias al autoconocimiento, así como posibilidades corporales de ahorro de energía y rendimiento para la ejecución del instrumento.    

martes, 17 de marzo de 2015

PAUSAS ACTIVAS DURANTE LA PRÁCTICA MUSICAL





Las pausas activas son pequeñas interrupciones de una actividad laboral o académica, dentro de la cual están incluidos ejercicios que ayudan a reducir la fatiga física, mental, visual, el estrés y prevenir lesiones. Estas están destinadas a mejorar la calidad de vida, mejorar la atención, controlar el estrés, la tensión y en definitiva aumenta el rendimiento durante la jornada.

Los músicos generalmente no incluyen estas pausas durante la práctica, debido a que sienten que están perdiendo tiempo valioso en el estudio del instrumento, sin embargo si la pausa está diseñada y dirigida a la optimización del trabajo no es difícil tomarla como parte de este e incluirla en el tiempo final de la jornada.
Un músico puede llegar a estudiar entre 2 a 6 horas diarias, muchas veces sin interrupción lomas recomendable es que por cada hora de práctica exista un descanso de al menos 15 minutos, en los cuales se pueden revisar los pasajes difíciles con detenimiento, realizar la lectura de los compases que no salen durante el estudio, así como incluir una rutina corta de estiramientos y relajación.

Un maravilloso ejercicio para utilizar como pausa activa es el movimiento de las manos en función de evitar el cansancio físico típico de la ejecución instrumental y de la hipermovilidad de los dedos: 



1 Paso es juntar ambas palmas de las manos y llevarlas hacia un lado y hacia el otro lado promoviendo la flexion de la muñeca con los dedos extendidos, realizar este ejercicio de 3 a 5 repeticiones de cada lado.

2 Paso flexionar los dedos hasta completar el puño, mantenerlo durante 10 segundos y relajar, repetir de 3 a 5 veces este ejercicio en cada mano.


 3 Paso Juntar ambas manos a través de todos los dedos, manteniendo los codos flexionados, tomar en cuenta la respiración y mantener este ejercicio al menos 30 segundos.